Según la Santa Sede, es posible creer a la vez en dios y en la teoría física predominante sobre la creación del universo.



Flickr / @Mike
Síguenos en Facebook

El Vaticano ha mostrado su disposición a discutir sobre agujeros negros, ondas gravitacionales y la teoría del Big Bang con la organización de un evento destinado a reconciliar la ciencia y la religión.

El Observatorio Astronómico de la Santa Sede ha invitado a célebres científicos y cosmólogos de todo el mundo a participar en una conferencia titulada 'Agujeros negros, ondas gravitacionales y las singularidades del espacio-tiempo', que se inauguró el pasado martes 9 de mayo y se clausurará este viernes.

El congreso homenajea al difunto sacerdote jesuita, astrónomo y físico belga Georges Lemaître, quien planteó el concepto de átomo primigenio como origen del universo en expansión, una teoría que posteriormente sería conocida como Big Bang.
El papa afirma que teoría del Big Bang y la intervención de Dios no se contradicen

"Mirando atrás en el tiempo, [Lemaître] entendió que originalmente el universo debía encontrarse en un estado de alta densidad de energía, comprimida hasta tal punto como el átomo original del cual empezó todo", comentó el Observatorio en un comunicado citado por 'The Washington Post'.

El jefe del Observatorio del Vaticano, el hermano Guy Consolmagno, dijo que la investigación de Lemaître demuestra que es posible creer en dios y en el Big Bang simultáneamente.

Explicó que los cristianos creen en un dios responsable de la existencia del universo, mientras que "nuestra ciencia nos cuenta cómo lo creó".

En 2014 el papa Francisco afirmó que la teoría científica del Big Bang sobre el origen del universo "no se contradice con la intervención de Dios, sino que la exige" y que "el principio del mundo no es obra del caos".

Entradas populares