SpaceX conseguió en la madrugada de ayer lanzar por primera vez una cápsula de carga Dragon reutilizada, con destino a la Estación Espacial Internacional.

Resultado de imagen para noticias del espacio exterior 2017

SpaceX conseguió en la madrugada de ayer lanzar por primera vez una cápsula de carga Dragon reutilizada, con destino a la Estación Espacial Internacional (ISS, en sus siglas en inglés). Cuando SpaceX firmó con la NASA el contrato para enviar suministros a la ISS, una de sus cláusulas indicaba que las veinte misiones tenían que ser llevadas a cabo con cápsulas y cohetes nuevos. Pero dado que la cápsula de carga Dragon está diseñada desde el principio para ser reutilizada, SpaceX ha negociado con la NASA una modificación del contrato que le permite reutilizar cápsulas.

Así que la recién lanzada misión SpX-11 es la segunda misión para la Dragon que fue lanzada con anterioridad en la misión SpX-4 que tuvo lugar entre septiembre y octubre de 2014.

Ha sido sometida a algunas actualizaciones en lo que se refiere a la electrónica de a bordo y se ha sustituido el escudo térmico por uno nuevo pero a todos los efectos la nave es la básicamente la misma. Si todo va bien con esta misión la modificación del contrato permitirá a SpaceX llevar a cabo todos los lanzamientos que le quedan hasta la SpX-20 con cápsulas Dragon reutilizadas, lo que le permite cerrar su línea de producción y centrarse en la fabricación de las Dragon 2.

Las Dragon 2 de carga tienen mayor volumen interior y en su compartimento de carga externo, lo que unido a los lanzadores Falcon 8 Bloque 5 que SpaceX planea utilizar con ellas, de mayor potencia, permitirá enviar más suministros de cada vez a la ISS.

Otra característica que diferencia a las Dragon 2 de las originales es que tienen motores de frenado que les permiten aterrizar en tierra en lugar de en el mar

Otra característica que diferencia a las Dragon 2 de las originales es que tienen motores de frenado que les permiten aterrizar en tierra en lugar de en el mar, lo que dará acceso más rápido a los materiales que vengan de vuelta de la Estación en ellas, lo que es especialmente importante en las muestras resultantes de experimentos realizados allí.

Esto servirá también de prueba del sistema de frenado de cara a que las misiones de las Dragon 2 tripuladas terminen aterrizando en lugar de con un amerizaje, como sucederá al principio.

Pero, mientras tanto, la Dragon SpX-11 va camino de la Estación Espacial Internacional con material para experimentos y para la propia Estación así como con suministros para sus tripulantes. Si todo va bien llegará allí el lunes 5 a eso de las cuatro de la tarde, hora peninsular española.

Por su parte la primera etapa de su lanzador, una vez cumplida su misión, ha vuelto a la plataforma de aterrizaje de Cabo Cañaveral. Esto es algo que ahora nos parece casi rutina pero que hasta no hace mucho era ciencia ficción. SpaceX, al compañía del multimillonario Elon Musk, también está intentando convencer a la NASA de que se pueden lanzar cápsulas Dragon con cohetes ya usados, pero eso será más adelante.

Ha sido, por cierto, el lanzamiento número 100 desde la plataforma 39ª del Centro Espacial Kennedy: 12 cohetes Saturno V, 82 transbordadores espaciales, y 5 Falcon 9.

Entradas populares