El dinero no hace la felicidad, pero ayuda mucho.

Los científicos descubren en qué hay que gastar el dinero para comprar la felicidad.
Según el viejo dicho, el dinero no puede comprar la felicidad, pero un reciente estudio científico afirma que sí, siempre y cuando se gaste adecuadamente.

pixabay.com
Síguenos en Facebook

Una nueva investigación sugiere que el uso de dinero para comprar más tiempo libre, como podría ser pagar a una persona para limpiar la casa o hacer la comida, mejora de manera efectiva el nivel de bienestar. Es más, comprar tiempo incrementa la felicidad, según afirma un estudio publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

Por el contrario, el gasto de dinero en propiedades repercute poco en el nivel de felicidad, sostienen los científicos.

"Las personas que contratan a una empleada doméstica o pagan a un chico para cortar el césped pueden sentir que están haciendo el vago, pero nuestros resultados sugieren que comprar tiempo tiene beneficios semejantes en cuanto a la felicidad que tener más dinero", señaló una de las autoras del estudio, la doctora Ashley Whillans, profesora asistente en la Escuela de Negocios de Harvard, citada por The Telegraph.

Los investigadores encuestaron para este trabajo a más de 6.000 adultos en Estados Unidos, Dinamarca, Canadá y los Países Bajos. Se les preguntó a los encuestados si gastaban dinero para comprarse tiempo libre, y, en caso afirmativo, cuánto gastaban en ello cada mes. Los participantes calificaron también su nivel de satisfacción en la vida y respondieron a preguntas sobre su sensación de estrés relacionada con el tiempo.

Los que decían gastan dinero para ahorrar tiempo manifestaron tener un 23% más de satisfacción con su vida.

A pesar de los beneficios, los investigadores se sorprendieron al descubrir cómo muchas personas preferían invertir su dinero en hacer compras en vez de ahorrarse tiempo en actividades de la vida cotidiana.

En una encuesta separada a 850 millonarios, casi la mitad de ellos dijeron que no gastaban dinero para evitar hacer las tareas que les desagradaban.

Entradas populares