El aparato espacial Meteor-M no ha alcanzado la órbita y Roscosmos no ha conseguido establecer contacto con el satélite durante el primer intento de comunicación.

El satélite Meteor no está en su órbita de destino y no hay contacto con él

Reuters
Síguenos en Facebook

El satélite de teledetección terrestre Meteor-M No. 2-1, que se ha lanzado este martes al espacio a bordo del cohete Soyuz-2.1b junto a otros 18 aparatos espaciales, no está en su órbita de destino, informa Roscosmos.

La agencia espacial rusa señala que no se ha conseguido establecer contacto con el satélite durante el primer intento de comunicación planificado.

Roscosmos se encuentra en estos momentos analizando toda la información disponible sobre el suceso. Al mismo tiempo, la agencia indica que el Meteor-M ha sido colocado en una órbita intermedia.




Según una fuente de la agencia TASS en la industria aeroespacial, el bloque impulsor Fregat, que se separó del cohete para poner a los satélites en órbita, podría haber explotado después de la primera puesta en marcha de sus propulsores.

Anteriormente, esta misma fuente había barajado la posibilidad de que, por problemas en el motor de impulsión, el Fregat podría haber caído en el océano.

Entradas populares