El parpadeo errático de una estrella a 550 años luz parece indicar que está rodeada por los restos de uno o más mundos destruidos

RZ Piscium, a 550 años luz, sufre impredecibles episodios de oscurecimiento - NASA’s Goddard Space Flight Center/CI Lab
Los planetas devorados por su propia madre

La «estrella de Tabby» se hizo mundialmente conocida hace unos años por su misterioso oscurecimiento, que nadie acierta a explicar y que se ha repetido a lo largo del tiempo. Incluso hubo quien lanzó una teoría fantástica, la de que una civilización extraterrestre pudiera estar construyendo a su alrededor una especie de megaestructura. Suena demasiado extravagante, pero lo cierto es que el de Tabby no es el único astro que parpadea de forma errática. Hay otro, RZ Piscium, situado en la constelación de Piscis a unos 550 años luz de la Tierra, que también lleva tiempo intrigando a los científicos. La estrella sufre extraños e impredecibles episodios de oscurecimiento igualmente desconcertantes. Ahora, investigadores del Instituto de Tecnología de Rochester (RIT) en Nueva York pueden haber encontrado el motivo. Y es de lo más destructivo. Los científicos creen que RZ es una devoradora de planetas, y que los restos de uno o más mundos destruidos son los causantes del bloqueo de su luz.

Los astrónomos observaron RZ Piscium utilizando el satélite XMM-Newton de la Agencia Espacial Europea (ESA), el telescopio Shane de 3 m en el Observatorio Lick en California y el telescopio Keck I de 10 m en el Observatorio WM Keck en Hawái. «Nuestras observaciones muestran que hay manchas masivas de polvo y gas que de vez en cuando bloquean la luz de la estrella y que probablemente estén en espiral», explica Kristina Punzi, autora principal del estudio que describe los hallazgos en la revista The Astronomical Journal.

Durante sus episodios de oscurecimiento erráticos, que pueden durar hasta dos días, RZ Piscium se vuelve hasta 10 veces más débil. Produce mucha más energía en las longitudes de onda infrarrojas que las emitidas por estrellas como nuestro Sol, lo que indica que la estrella está rodeada por un disco de polvo caliente. Estas y otras observaciones llevaron a algunos astrónomos a concluir que RZ Piscium es una estrella joven similar al Sol rodeada por un denso cinturón de asteroides, donde las frecuentes colisiones muelen las rocas hasta convertirlas en polvo.

Pero la evidencia no estaba clara. Las observaciones terrestres del equipo revelaron que la temperatura de la superficie de la estrella es de aproximadamente 5.330º C, solo ligeramente más fría que nuestro Sol. También mostraron que la estrella está enriquecida con litio, que se destruye lentamente por las reacciones nucleares dentro de las estrellas. «La cantidad de litio en la superficie de una estrella disminuye a medida que envejece, por lo que sirve como un reloj que nos permite estimar el tiempo transcurrido desde su nacimiento», explica el coautor Joel Kastner, director del laboratorio de Astrofísica de Longitud de Onda Múltiple en el RIT. Gracias a esa medición los astrónomos estimaron que RZ Piscium tiene entre 30 y 50 millones de años.

Es decir, aunque la estrella es joven, en realidad es demasiado vieja para estar rodeada de tanto gas y polvo. «La mayoría de las estrellas similares al Sol pierden sus discos formadores de planetas a los pocos millones de años de su nacimiento. El hecho de que RZ Piscium albergue tanta cantidad de gas y polvo después de decenas de millones de años significa que probablemente esté destruyendo, en lugar de construir, esos planetas», añade Ben Zuckerman, profesor de astronomía en la Universidad de California, Los Ángeles.
Un desastre planetario

Las observaciones en tierra también sondearon el entorno de la estrella. Por la temperatura del polvo, de alrededor de 230º C, los investigadores creen que la mayor parte de los desechos están en órbita a unos 50 millones de kilómetros de la estrella.

«Si bien creemos que la mayor parte de estos desechos está más cerca de la estrella que el planeta Mercurio de nuestro Sol, las mediciones también muestran una emisión y absorción variable y en rápido movimiento del gas rico en hidrógeno», apunta el coautor Carl Melis, investigador en la Universidad de California, San Diego. «Son evidencias de que el material está cayendo hacia la estrella y también fluyendo hacia afuera», señala.

La mejor explicación para todos los datos disponibles, dicen los investigadores, es que la estrella está rodeada por escombros que representan las consecuencias de un desastre de proporciones planetarias. Es posible que las mareas de la estrella puedan estar extrayendo material de un compañero subestelar cercano o un planeta gigante, produciendo corrientes intermitentes de gas y polvo, o que el compañero ya esté completamente disuelto. Otra posibilidad es que uno o más planetas masivos y ricos en gas en el sistema sufrieran una colisión catastrófica en el pasado astronómicamente reciente.


Entradas populares

Imagen

BelugaXL toma forma