Este lunes Estados Unidos, Japón y Corea del Sur iniciaron maniobras navales conjuntas

EE.UU., Corea del Sur y Japón lanzan ejercicios navales de rastreo de misiles norcorcoreanos.
Este lunes Washington, Seúl y Tokio comienzan unas maniobras conjuntas en aguas cercanas a la península coreana ante un nuevo posible submarino norcoreano capaz de lanzar misiles balísticos.

El destructor estadounidense USS Stethem participa en unos ejercicios conjuntos con Corea del Sur cerca de la península coreana, el 22 de marzo de 2017.
Reuters
Síguenos en Facebook

Este lunes Estados Unidos, Japón y Corea del Sur  iniciaron  maniobras navales conjuntas, la primera operación trilateral realizada desde que Corea del Norte lanzó el misil balístico intercontinental Hwasong-15 a finales del pasado noviembre, informa Yonhap News.

En los ejercicios, que se realizan en aguas cercanas a la península coreana y a la costa de Japón, participarán cuatro destructores de los tres países: los estadounidenses USS Stethem y USS Decatur, junto con el surcoreano Seong Ryong y el japonés Chokai, todos ellos equipados con complejos de defensa antimisiles Aegis que pueden rastrear misiles.

Durante las maniobras, las naves "simularán la detección y el rastreo de posibles misiles balísticos desde el Norte y el intercambio de información", explica el comunicado oficial del Ministerio de Defensa de Corea del Sur, recogido por The Korea Times.
"Declaración de guerra": Pionyang, en alerta ante un bloqueo naval de EE.UU. y sus aliados

Los ejercicios se llevan a cabo tras la aparición de informes periodísticos que señalaban que Corea del Norte podría haber avanzado en el desarrollo de un misil balístico diseñado para lanzarse desde un submarino.

A mediados de noviembre, el portal analítico 38 North, mantenido por el Instituto EE.UU.-Corea del Sur del Instituto Johns Hopkins (EE.UU.), indicó en una publicación que Corea del Norte está en medio de "la construcción de un nuevo submarino, posiblemente uno de misiles balísticos", basándose en el análisis de unas imágenes de un astillero naval norcoreano obtenidas por satélite.

La capacidad hipotética de Corea del Norte de disparar misiles balísticos desde submarinos en aguas abiertas provocaría preocupación de EE.UU., ya que este tipo de misiles son mucho más difíciles de detectar antes de que sean lanzados, subraya The New York Times.
Se trata de las sextas maniobras conjuntas desde 2016 en las que EE.UU. y sus dos aliados asiáticos prueban su sistema de defensa antimisiles.
Se inician una semana después de que tuvieran lugar los ejercicios aéreos Vigilant ACE entre Washington y Seúl, en donde participaron cerca de 230 aviones de combate de diversos tipos de las dos Fuerzas Aéreas y de la Armada de EE.UU., incluyendo seis cazas furtivos F-22, informa RIA Novosti.

Entradas populares

Kambó