EL gobierno de Singapur planifica instalar 300 cámaras térmicas de alta definición para atrapar a los fumadores ilegales, informaron fuentes oficiales.





EL gobierno de Singapur planifica instalar 300 cámaras térmicas de alta definición para atrapar a los fumadores ilegales, informaron fuentes oficiales.
La ciudad-estado ya cuenta con algunas de las leyes antitabaco más estrictas del mundo y se prohíbe fumar en la mayoría de los lugares públicos.
Con el despliegue de estas sofisticadas cámaras térmicas, las autoridades puedan detectar cuándo una persona está sosteniendo un cigarrillo encendido en un área para no fumadores, reconoció un funcionario al diario The Straits Times.
Los dispositivos se colocarán alrededor de áreas residenciales y otros lugares públicos en todo el país.
Las cámaras también tendrán la capacidad de detectar otros 'actos antihigiénicos' considerados ilegales, como escupir y tirar basura.
Como parte de un esfuerzo nacional para reducir el tabaquismo, Singapur introdujo leyes antitabaco por primera vez en la década de 1970 del siglo pasado.
En la actualidad las multas por fumar en los lugares prohibidos ascienden hasta los 740 dólares y los cigarrillos electrónicos también están vedados.

Entradas populares