Cúpula militar de EEUU condenó el asalto al Capitolio

Los principales generales del Pentágono condenaron este martes 12 de enero el ataque del 6 de enero al Capitolio por los partidarios de Trump, diciendo a las tropas de EEUU que fue un asalto ilegal al proceso constitucional.






EFE/Erik S Lesser/Archivo – REUTERS/Leah Millis


“La violenta revuelta… fue como un asalto directo al Congreso de los EEUU, al edificio del Capitolio, y a nuestro proceso constitucional”, advirtió un memorándum firmado por los ocho miembros del Estado Mayor Conjunto, encabezados por el presidente, el general Mark Milley.

“Los derechos de libertad de expresión y de reunión no dan a nadie el derecho de recurrir a la violencia, la sedición y la insurrección”, dijeron las autoridades militares.

La carta también señala que los miembros de las fuerzas armadas están obligados a defender la Constitución. “Cualquier acto que perturbe el proceso constitucional no sólo va contra nuestras tradiciones, valores y juramento, sino también contra la ley”, afirmó.

Este mensaje surge en medio de la preocupación de que los extremistas que apoyan a Trump que asaltaron el Congreso tienen partidarios en las fuerzas armadas y en las fuerzas del orden.

Trump y sus partidarios se han negado a aceptar que el demócrata Joe Biden ganó de manera justa y sólida las elecciones presidenciales del 3 de noviembre. Y ahora el Pentágono está desplegando hasta 15.000 tropas de la Guardia Nacional para proteger la toma de posesión de Biden el 20 de enero, en medio de temores de nueva violencia.

A los oficiales del Pentágono se les preguntó el lunes sobre la posibilidad de que haya activistas pro-Trump en la Guardia y entre las tropas regulares. “No toleramos a los extremistas en nuestras filas”, dijo el portavoz Jonathan Hoffman.

Y el Estado Mayor Conjunto subrayó este punto en su memorándum: “El 20 de enero de 2021, de acuerdo con la Constitución, confirmado por los estados y las cortes y certificado por el Congreso, el presidente electo Joe Biden tomará posesión y se convertirá en nuestro 46 comandante en jefe”.
“Sedición y conspiración”

Por otro lado, el Departamento de Justicia de EEUU informó este martes que ya ha acusado formalmente a más de 70 personas, pero espera que la cifra suba a “varios centenares”, por el ataque “sin precedentes” al Capitolio.

“Estamos apuntando a cargos significativos de sedición y conspiración”, dijo en una rueda de prensa Michael Sherwin, fiscal federal interino en el Distrito de Columbia, donde se encuentra Washington, al resaltar la gravedad de la caótica jornada ocurrida el pasado miércoles, que dejó cinco personas fallecidas, entre ellas un policía.

Sherwin aseguró que ya han abierto más de 170 investigaciones contra individuos que han sido identificados como potenciales responsables de “delitos dentro y fuera del Capitolio” y señaló que la gama de casos y conductas delictivas que están analizando “es realmente alucinante”.

Los cargos de sedición, sostuvo, pueden acarrear una pena de hasta 20 años de cárcel.

Comentarios

Entradas populares